8 consejos para ahorrar agua en casa.

Cada vez que he vuelto de viaje a mi casa en Albacete, me he encontrado con la misma sorpresa. Tenemos grifos en nuestras casas y lo que más me emociona es ver cómo al girar la llave ¡sale agua! He participado en varios proyectos de cooperación en África, Asia y Centroamérica en los que tenía grifo, pero o no salía agua o era peligrosa y de mala calidad, pero en nuestras casas en España (todavía) tenemos agua.

En los países empobrecidos disponer de acceso a agua potable es un sueño. Según datos de ONU, cerca de 700 millones de personas, de las cuales 425 millones aproximadamente son menores de edad, no tienen en la actualidad acceso al agua. Pero eso no lo es todo, ya que se calcula que esta cifra podría aumentar a 3.000 millones de personas para el
 año 2025 si no se toman medidas desde ahora.

Según muchos estudios realizados en el mundo, las principales causas de pérdida del recurso hídrico son la contaminación, el desperdicio, el aumento de la población mundial y el calentamiento global. Por este motivo os animo a seguir 8 consejos:

1. Vigilar los grifos, por si gotean. Mi primer consejo es que debemos arreglarlos. Cuando un grifo gotea perdemos muchos litros por día (una gota por segundo equivalen a 30 litros al día). Si calculamos el gasto anual equivale a 10.000 litros al año. Si por el contrario, preferimos comprar unos nuevos pese a caer en el consumismo, les animo a buscar información en internet y adquirir grifos con caudal ecológico.

2. Seamos responsables y evitemos descongelar los alimentos debajo del grifo. Con una buena planificación a la hora de cocinar ahorraremos entre 10 y 15 litros. Podemos dejarlos en el frigorífico hasta que se descongelen ellos mismos. Podemos dejarlos durante toda la noche en un plato, así se descongelarán rápidamente. Tengamos en cuenta que si utilizamos el microondas para descongelar aumentará nuestro consumo de energía y el alimento puede alterar su calidad y sabor.

3. Para lavar frutas y verduras es recomendable que utilicemos ensaladeras o tupper. Ese agua podremos utilizarla para regar las plantas. Ahorraremos entre 2 y 5 litros.

4. Si nos duchamos en lugar de llenar nuestras bañeras podemos ahorrar mas de 70 litros de agua. ¿Cuántas veces nos hemos preguntado por qué en España tenemos bañeras y nunca las utilizamos? Es bueno que sigamos con ese pensamiento y con la idea de ahorrar espacio y hacer obra para instalar un plato de ducha en nuestros baños. Habitualmente, las duchas estándar suelen consumir 1.015 litros por hora. Por este motivo debemos informarnos sobre economizadores de ducha, con los que conseguiremos reducir el consumo de agua a la mitad.

5. Lavarnos los dientes con el grifo abierto puede ser un gasto de 5 a 15 litros por minuto. ¿Cuántas veces hemos cerrado el grifo a nuestros hijos? Si no lo hemos hecho, es hora de hacerlo y hablar con los niños para que cierren el grifo y que únicamente usen un vaso de agua con el que aclararse los dientes.

6. Nuestras lavadoras pueden llegar a consumir hasta 200 litros en cada puesta en marcha, por este motivo deberíamos únicamente hacerlo con la carga llena. Otro consejo a seguir es conocer que ahorraremos un 40% si adquirimos electrodomésticos de clase A.

Sigo sin querer fomentar el consumismo, pero si nuestras lavadoras y lavavajillas son antiguos o no funcionan sería bueno informarnos y platearnos sustituirlos por modelos de bajo consumo.

Las lavadoras de clase A consumen 65 litros y 1.035 Kwh de electricidad en cada lavado. Este cálculo significa que obtendremos un ahorro de 10.000 litros de agua de media al año en una vivienda de 4 personas. Para adquirir un lavavajillas, también debemos fijarnos en los electrodomésticos de clase A que tiene un consumo máximo de 1,85 litros/cubierto por lavado y según la normativa de eficiencia energética consumen una energía máxima de 1,5 Kw en cada puesta en marcha.

7. Todas y todos somos perezosos a la hora de hacerlo, pero ahorraríamos más de 100 litros de agua si utilizamos un cubo y un trapo para lavar nuestro coche en lugar de hacerlo en un túnel de lavado o utilizar mangueras.

8. No usar los inodoros para tirar basura y no tirar aceite por nuestras tuberías. Conseguiríamos ahorrar agua y no contaminar nuestros ríos. Hay informes de ‘Ecologistas en Acción’ que demuestran que un litro de aceite contamina hasta un millón de litros de agua.

Con estos consejos espero haber despertado vuestro pensamiento crítico para cuidar y exigir a grandes empresas y multinacionales que dejen de explotar, contaminar y lucrarse con el agua de todos y por supuesto no trabajar para que gobiernos y ayuntamientos no privaticen este recurso.

¡Movilicémonos para defender el agua, como un bien público que pertenece a todos y todas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *